lunes, 22 de junio de 2009

La Piedrita

Foto © Ana Gouveia
Hojeaba lentamente las páginas del álbum. Sus dedos se detenían sobre algún rostro, delineándolo en una caricia.
La carita que ahora acariciaba se veía algo apagada debido al paso de los años: un color amarillento persistía en cubrirla.
Pero la sonrisa seguía ahí, inmutable.

Clara cerró los ojos, y en un instante volvió a sus brazos, sentada sobre sus piernas. El fuego de la chimenea crepitaba lanzando chispas ora anaranjadas ora rojas. Su madre se atareaba con la sopa para la cena, mientras sus hermanos terminaban sus tareas escolares.
Linda repetía por la enésima vez la tabla del 7. Tendría que saberla para el día siguiente: la maestra no aceptaría ninguna excusa, llevaba ya una semana aprendiéndola y en clase ya habían empezado la del 8. A Linda no le gustaban los números. Y eso no cambiaría en su vida adulta.
Carlitos escribía su redacción. La señorita Helena, su maestra desde el 2° año, les había pedido que imaginaran como sería el mundo dentro de 20 años. Había añadido, por encima del timbre que anunciaba el final de la clase, “¡Carlitos, pon atención a tu ortografía!” y le había regalado su dulce sonrisa.

Clara siempre se detiene con nostalgia en esa foto. De los pocos recuerdos que tiene, esa la lleva, invariablemente, a su padre. Sentada en sus piernas, jugaban a la piedrita: tras un momento escondiéndolas en la espalda Clara extendía las manos, debidamente cerradas, y le preguntaba: “¿Dónde está?” sonriéndo maliciosamente, y su papa tenía que adivinar. Muchas veces, la dejaba ganar aunque ya sabía que su Clarita siempre apretaba con mucha más fuerza la mano en la que guardaba la piedrita!
Solían pasar largo rato jugando mecidos por el agradable calor de la pieza hasta que su mama les llamara para la cena.

No pudo seguir. Cerró el álbum y se levantó a guardarlo. Mañana lo volvería a abrir, y alguna otra imagen la traería de vuelta a sus recuerdos…

9 comentarios:

Shanok dijo...

siempre emotivo eso de los juegos y los recuerdos encerrados tras una imagen fotografica...

tantos anecdotas sobre cada pixel plasmado sobre el papel satin...,

me encanta el cuadro este jejej
besitos.

eMiLiA dijo...

Hola!

Gracias por la visita!

Me quedaré un rato leyéndote, con gusto.

Un abrazo!

Tony Amesty dijo...

"Si busco en mis recuerdos los que me han dejado un sabor duradero,
si hago balance de las horas que han valido la pena, siempre me encuentro con aquellas que no me procuraron ninguna fortuna".
Antoine de Saint-Exupery

Muy hermoso, un abrazo

La sonrisa de Hiperión dijo...

"Clara siempre se detiene con nostalgia en esa foto."


Es que esa foto dice tanto, con tan poquísimo....

Saludos y un beso guapísima!

Viv. dijo...

Recordar es volver a pasar por el corazón; apuesto por esos recuerdos positivos que nos devuelven instantes de magia del tiempo pasado que no se repetirán.
Nuestra historia son esos recuerdos y la actitud con que los procesamos en el presente; me encantó esta entrada.

Saludos!

heva dijo...

tus historias siempre son tan hermosas y tan cargadas de ternura, sonita...

:)

Euge dijo...

Me encato!

~PakKaramu~ dijo...

Reading and visit your blog

Armindo (Vasco) dijo...

Gracias por tu visita.

Me quedaré aqui.
Me gustan las palabras. Tus palabras